16 septiembre 2019

Pirineo de Huesca:
5 rutas cerca de Boltaña para hacer con niños


Niña caminando en un paisaje con niebla entre montañas


Me encanta la montaña.

Mis padres nos llevaban a esquiar cuando era pequeña, así que lo de ir a la montaña en invierno es algo que he hecho siempre y además es uno de los planes que más disfruto en familia (si te interesa puedes leer la entrada que escribí sobre Esquiar con niños.) Pero lo de ir en verano a hacer rutas es algo relativamente reciente, la verdad, y no me puede gustar más.

Y quiero que mis hijos aprendan a disfrutarla y a quererla desde pequeños. Yo tengo la teoría (carente de todo fundamento científico, pero bueno) de que la gente a la que le gusta la montaña es mejor persona. Supongo que tiene que ver con hacer algo que te cuesta un esfuerzo físico pero que es muy gratificante, con estar en contacto con la naturaleza y aprender a cuidar de ella. Y que, sinceramente, esos paisajes engrandecen el alma. Es una cursilada pero es totalmente cierto.

10 septiembre 2019

Reflexiones para el nuevo curso


Foto: Juanjo Villa

Mucho más que enero, para mí el mes de septiembre es el que marca el verdadero comienzo de año.

El cambio de estación es muchísimo más evidente: los días de repente son más cortos y por las mañanas hace fresquito. Definitivamente se acabaron las vacaciones y la vuelta a la rutina es impepinable.

Así que me toca hacer nuevos propósitos, organizar los próximos meses y poner en marcha todos los cambios que este verano se me han ido ocurriendo y que por supuesto no he hecho.

Porque yo me las prometía muy felices y pensaba que el verano me iba a cundir como nunca. ¿La realidad? No me ha cundido absolutamente nada. Eso sí, lo he disfrutado un montón.


17 junio 2019

Ruta por Las Merindades


Ermita de San Bernabé excavada en una roca


¿Conoces el lugar donde está hecha esta foto?

Si tu respuesta es no –como yo hasta hace solo unos días–, quédate por aquí porque te voy a hablar de uno de los secretos mejor guardados de Burgos. Si es que sí, enhorabuena, porque es una maravilla y desde luego merece ser conocida.

Las Merindades de Burgos, al igual que Matarraña en Teruel o la Sierra de Gata en Cáceres, es de esos sitios que son sorprendentemente desconocidos para la gran mayoría. Y digo sorprendentemente porque cuando llegas y ves semejantes maravillas flipas con que nunca hayas oído hablar de estos lugares. Como dice un amigo mío, si esto estuviera en Francia sería famoso.

Así que te invito a descubrir la comarca de Las Merindades: un lugar con unos paisajes preciosos, pueblos en los que el tiempo parece haberse detenido, prados salpicados de iglesias románicas, cascadas, cuevas y senderos para todos los gustos.


10 junio 2019

Joyas coloniales de Yucatán


Fachada colonial en Valladolid con banderines de colores


Si hay algo que tenía claro en este viaje a México era que no quería quedarme solo en la playa. No hay duda de que la costa de Yucatán y la Riviera Maya son una maravilla y que el relax entre palmeras al borde del mar está fenomenal, pero a mí lo que de verdad me gusta de México es el colorido de sus ciudades coloniales (esas fachadas turquesas, fucsias o amarillas), las plazas porticadas, las iglesias, los suelos de mosaico....

La herencia colonial en México es brutal y sabía que Yucatán no me iba a decepcionar.

Nuestra base para explorar el Yucatán colonial fue Mérida, la capital. Es una gran ciudad, no un pueblecito, así que a Mérida le dedicaré una entrada completa (más que nada para que esta no se haga eterna) y aquí me voy a centrar en las otras joyas coloniales que visitamos en nuestro viaje: Valladolid, Izamal, Uayma y la hacienda Yaxcopoil

27 mayo 2019

Mis favoritos de mayo


Collage de plato de gyozas, fruta cortada y portada de libro de cocina


Ha llegado el último post del mes y con él el momento de las recomendaciones. Son solo tres y todas relacionadas con la comida, así que prepárate para ir abriendo el apetito.

Esta vez te traigo un minúsculo restaurante japonés escondido dentro de un mercado; un libro de cocina vegetariana para cocinar con el método batch cooking; y unas cubiertas de silicona para conservar los alimentos y reducir un poco el uso de plásticos desechables, que buena falta hace.

¡Vamos allá!